Prolongo incorpora a su plantilla a los 800 falsos autónomos de Servicarne

  • La presión de CCOO y de la Inspección de Trabajo ha superado al grupo cárnico. La empresa andaluza regularizará a quienes trabajan en sus instalaciones sin derechos y al borde de la explotación laboral

Prolongo elabora embutidos y jamones desde el año 1820. Hace meses que el grupo cárnico se siente acorralado. El dictamen de la Inspección de Trabajo y la presión que ejerce CCOO en todos los ámbitos, ha llevado a la empresa a tomar la decisión de regularizar a los ochocientos falsos autónomos que trabajan en sus instalaciones y que proceden de Servicarne, una falsa cooperativa de trabajo asociado. El sindicato vigilará que el proceso que acaba de comenzar se lleva a cabo de forma correcta.

26/11/2018. CCOO de Industria
Se avecina un otoño caliente en el sector

Se avecina un otoño caliente en el sector

Seis empresas del grupo Prolongo (Matadero Industrial Soler, Logística de Cártama, Friocártama, Friomix y Frigoríficos Cárnicos Andaluces) han decidido regularizar a las cerca de ochocientas personas que trabajan para ellas como mano de obra barata y con flexibilidad absoluta. Tienen pendientes actas de liquidación de cuotas en el Régimen General de la Seguridad Social que se sitúan cerca de los veinte millones de euros.

El grupo cárnico cumple de esta manera el requerimiento de la Inspección de Trabajo, que hace meses, y después de una denuncia de CCOO, consideró a Servicarne una falsa cooperativa de trabajo asociado. Exigió que todas las personas que estaban asociadas a ella pasaran a formar parte de las empresas cárnicas bajo el paraguas del Régimen General de la Seguridad Social y del convenio colectivo. Vall Companys, Embutidos Martínez, Disavasa y Prolongo se negaban a hacerlo, mientras que otras compañías del sector como Coren aceptaron acabar con el fraude.

CCOO de Industria valora positivamente la decisión del grupo de incorporar a su plantilla a los falsos autónomos. Como Prolongo ha tomado la decisión de manera opaca y unilateral, y como lo ha hecho a regañadientes por la fuerte presión que ha recibido, el sindicato estará muy alerta. Vigilará que la contratación de las ochocientas personas que estaban asociadas a Servicarne se lleve a cabo en las condiciones que estableció la Inspección de Trabajo: respetando los derechos laborales que recoge el convenio colectivo y la duración indefinida de los contratos.

Si finalmente la regularización no se produce en los términos que establecen las actas de liquidación de cuotas de la Inspección de Trabajo, CCOO realizará las denuncias y demandas correspondientes. El sindicato tiene la sensación de que el proceso se está llevando a cabo de forma poco transparente, pues las empresas del grupo Prolongo impiden a las personas afectadas que se lleven una copia de lo que firman.

Sin duda, el paso que ha dado Prolongo es trascendental. Confirma que cada vez son más las grandes empresas que se comprometen a acabar con un fraude que perjudica seriamente al sector cárnico.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.