Un puñado de votos impide que el Sindicato de Trabajadores de Automoción entre en Volkswagen Chattanooga

  • 776 personas votaron a favor y 833 se manifestaron en contra de que la UAW defienda sus derechos

Al igual que ocurrió en el año 2014, los políticos de derechas, los grupos de presión, la empresa y los bufetes de abogados antisindicales hicieron todo lo posible para impedir que el Sindicato de Trabajadores de Automoción (UAW) ganara las elecciones que se celebraron en la planta de Volkswagen en Chattanooga, Tennessee (Estados Unidos).

24/06/2019. IndustriALL
Planta de Volkswagen en Chattanooga

Planta de Volkswagen en Chattanooga

Al final, la diferencia entre un lugar de trabajo sindicado y otro sin representación real de los trabajadores y trabajadoras fue pequeña: 833 votaron contra la representación sindical y 776 a favor. El UAW y el movimiento sindical mundial se sintieron más optimistas esta vez que en 2014, pero las tácticas de acoso del masivo movimiento antisindical en el sur de Estados Unidos fueron más fuertes.

Durante nueve semanas, a las personas empleadas de VW se les dijo que un voto afirmativo no sólo representaba una amenaza de pérdidas de empleos, sino también un declive económico para el Estado de Tennessee y de todo el sur de Estados Unidos.

La propaganda antisindical no es únicamente inaceptable, sino también rara en el mundo de Volkswagen, donde 121 de las 122 plantas mundiales de fabricación están sindicadas y la negociación colectiva y el diálogo social son una parte natural de los procedimientos cotidianos. Pero, durante muchos años, Volkswagen en Estados Unidos ha sido agresivamente antisindical y paga grandes cantidades de dinero a gabinetes jurídicos para reprimir a los sindicatos, en lugar de invertir en las personas empleadas y en los productos. En el período previo a estas elecciones, VW ha sido todo menos neutral.

El secretario general de la IndustriALL, aseguró que “hemos estado muy cerca de la victoria y seguiremos apoyando a nuestros compañeros de VW Chattanooga. No permitiremos que estas políticas antisindicales sistemáticas ganen". Valter Sanches aseguró que IndustriALL Global Union "condena firmemente este comportamiento" y respaldó la decisión del sindicato internacional de suspender el acuerdo marco global que suscribió con Volkswagen en enero de este año, "como vigorosa muestra de protesta."

Georg Leutert, director del sector de la automoción en IndustriALL, apuntó por su parte que “el sur de Estados Unidos probablemente sea una de las regiones más antisindicales del mundo". Para Georg Leutert lo que ha ocurrido "es un incentivo" para redoblar los esfuerzos, "pues los trabajadores merecen los mismos derechos y condiciones de trabajo decentes que los de otras partes del mundo."

IndustriALL y sus organizaciones afiliadas se solidarizan con los trabajadores y trabajadoras de Volkswagen en Chattanooga. Más de 50 mensajes de solidaridad de más de 20 países se enviaron a la Sección local 42 del UAW en Chattanooga. También llegaron a la sede de la empresa en Alemania cartas de apoyo, vídeos y fotografías procedentes de todas las plantas de VW.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.